Ruta de Altares

Por séptimo año consecutivo se celebra en Barcelona la Ruta de Altares “Memoria Viva”, una iniciativa cultural en la que colaboran diversas entidades para divulgar el Día de Muertos, una de las tradiciones mexicanas más importantes de origen precolombino.

En Barcelona, hacia el 2007 se logra iniciar un circuito de ruta de altares en diversos espacios culturales y comerciales vinculados con la comunidad mexicana, impulsados por el Consulado de México. Una de las precursoras fue la Beba Pecanins con la impactante ofrenda que se montaba en el Museo Barbier Mueller.  Posteriormente, la ruta ha ido consiguiendo un espacio importante y de continuidad, adquiriendo desde 2009 la identidad “Memoria Viva” en la búsqueda de presentar la tradición al público catalán.

El Día de Muertos es una de las festividades más arraigadas y tradicionales de México, unos días en los que los vivos y los muertos comparten añoranzas, recuerdos, anhelos, aspiraciones e ideales, comidas, bebidas, flores. Una reunión en la que se toca la mortalidad de los vivos con la inmortalidad de los muertos.

Los festejos del Día de Muertos en México comienzan el 31 de octubre, cuando se pone una ofrenda en cada casa y llegan las ánimas de los niños –muertos chiquitos–. A la mañana siguiente, el 1 de noviembre, llegan las ánimas de los adultos, y el 2 de noviembre, después de la convivencia de vivos y muertos, se anuncia con 12 campanadas que los difuntos se van.

En la Ruta de Altares “Memoria Viva” participan propuestas que van de las más tradicionales hasta montajes alternativos donde han desfilado cualquier variedad de difuntos que van desde Chavela Vargas y Carlos Monsiváis, hasta Michael Jackson y Donna Summer.196190_10151161199844682_2018465848_n

ImpresosRuta

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: